gonzalo millan

Prohibida su reproducción, salvo que se mencione al autor y la fuente.

Por Jorge Arturo Flores

Rasgos Biográficos

Nació en Santiago de Chile en 1947.Estudió literatura enla Universidadde Concepción y formó parte del grupo literario Arúspice. Licenciado en Literatura porla Universidadde Chile. Master en Literatura Hispánica  en Québec. A fines de los 70 se exilió en Canadá, donde fundó la editorial Cordillera. Obtuvo un Masters of Arts en literatura hispanoamericana enla Universidadde New Brunswick. Recibió el Premio Pedro de Oña. Posee a su haber el Premio Pablo Neruda, otorgado porla Fundaciónque lleva el nombre del Premio Nobel. Fue galardonado con el Premio Altazor, el Premio de los críticos  literarios y el del Consejo del Libro. También se dedicó a las artes visuales. Efectuó exposiciones en Chile, Canadá, Estados Unidos, Suecia y Holanda. Impartió un taller de biografía. Vivió en Holanda. Jurado en el Concurso de poesía de Revista de Libros de El Mercurio (2006).

Murió el 14 de octubre de 2006 en Santiago de Chile a los 59 años.

El Escritor

Escritor perteneciente a la generación del 60, compañero por tanto de Oscar Hahn, Waldo Rojas y Floridor Pérez. Fue un escritor outsider, al margen de capos y capillas. Dueño de una poesía lúcida que sirvió como norte a varios poetas actuales. Buscó la originalidad de la descripción en forma objetiva, pero sin desdeñar lo sensorial y corpóreo.

Su trabajo lindaba en una economía total, virtud que el lector agradece sobremanera.

Se ha calificado su trabajo como exteriorista o positivista, porque en su tarea importan mucho todos los elementos: televisores, automóviles, grabados, fotografías, etc. La visualidad y las artes plásticas tuvieron sitio preferencial en su tarea al final de sus días. A partir de esta búsqueda infinita del lazo entre imagen y poema, Gonzalo Millan emprende su recorrido al través de una trilogía que concretó en gran parte sus ansias: Claroscuro, Autorretrato de Memoria y Gabinete de Papel. Allí se refleja el trabajo artístico del bardo. Como diría Pedro Gandolfo, “el poeta procura a través de las palabras lograr el efecto y la conmoción que el pintor logra a través de las imágenes” (El Mercurio  junio 2008).

Indagando en estas características de Millán en torno a la poesía e imagen, dimos con estas reflexiones que nos parecen atinadas:

Se consideraba un poeta verbal y visual, simultáneamente. Como poeta verbal tendía a indagar y conceptuar la imagen y como poeta visual o semiótico, trabajaba con otros códigos además de la lengua, con signos no verbales, el libro como soporte, la página como unidad que reemplaza al verso, con los signos gráficos impronunciables de la escritura, puntuación, comillas, cursivas, etc. Gonzalo Millán sostenía una teoría viral de la poesía que sostiene que es imprescindible la mutación permanente de contenidos y formas. Leamos a Gonzalo: “La retórica ya establecida comúnmente posee carácter entrópico. El reconocimiento público, el éxito de critica y lectores disimulan la “cooptación”, la anulación de los elementos críticos y subversivos. Tengo un enorme recelo por la palabra. La brevedad, la concisión, la claridad, la condensación, permiten al texto defenderse del carácter parasitario y tergiversador del lenguaje. Las formas breves son antidiscursivas y buscan complicidad con el silencio sin retroceder al simbolismo”. Admirador de Shakespeare, Whitman, Blake, Manley Hopkins, Donne, William Carlos Williams, Gertrude Stein, tenía una especial predilección por el Objetivista Reznikoff. (De Internet “Clarín de Chile”).

Tuvo como influencia a Pablo Neruda y García Lorca, pero posteriormente también reverenció el quehacer de Ezra Pound y T.S.Elliot.

El poema La ciudad es uno de sus mayores logros en cuanto a popularidad.

Al igual que la tarea de Jorge Teillier, la suya fue raramente considerada a la hora de establecer premios a la calidad literaria, prefiriendo concederlos a otros que, en cuanto a logros, definitivamente estaban lejos del afán de ambos poetas. Incluso, el factor político ha pesado tanto para nombrar a autores mediocres como para ignorar a los bardos que tuvieron una destacada, aunque silenciosa, trayectoria en el panorama chileno. Para corroborar esto basta echar una mirada a los Premios Nacionales de Literatura. Son pocos los que allí merecen estar. Abundan, claro está, los fácilmente desechables.

Gonzalo Millán pertenece a la galería de los grandes poetas chilenos. Su categoría artística así lo demuestra y solamente su condición de poeta alejado de corrillos y de la parafernalia mediática, impidió que su tarea fuese más reconocida de lo que es en la actualidad.

Ojalá en el futuro surjan sobre su obra los mismos estudios académicos que muchos derramaron sobre el trabajo de otros que no tienen ni tuvieron la calidad del poeta Gonzalo Millán.

 

Libros publicados

Relación Personal 1968

La ciudad 1979

Vida 1984

Seudónimos de la muerte 1984

Virus 1987

Cinco poemas eróticos 1990

Strange Houses 1991

Trece Lunas 1997

Claroscuro 2002

Autorretrato de Memoria 2005

Conversaciones con la poesía Chilena, 2006

Gabinete de Papel 2007

TEXTO: Jorge Arturo Flores

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s